Una Conejita a la Cárcel

0
17 visto

Una conejita de Playboy (centro), condenada a prisión por no declarar los regalos de su amante octogenario. Debía más de 500,000 euros en impuestos al Estado alemán. ¡Yo no tenía idea de que faltasen por presentar papeles!, declaró. Playboy le muestra su apoyo y le propone repetir reportaje. Si el presidente del Bayenr, Uli Hoeness, va a la cárcel por evadir impuestos, a ver por qué no le iba a pasar lo mismo a la modelo Swetlana Maslowskaya, de 32 años

No hay comentarios

Deja un comentario