Cultura de la Prevención, Ayuda a Reducir Accidentes de Tránsito

0
27.178 visto

El próximo 17 de noviembre se conmemora el Día Mundial en Recuerdo de las Víctimas de Accidentes de Tráfico; en este contexto, la Secretaría de Salud en Michoacán (SSM) continúa con el exhorto para que los conductores tengan conciencia al estar frente al volante, mediante acciones para crear una cultura de prevención entre la población.
En Michoacán, los accidentes de tránsito representan un problema de salud pública pues representó en 2011, la primera causa de muerte entre la población de cuatro a 12 años de edad y la segunda causa de fallecimiento entre los jóvenes de 15 a 34 años.
A nivel nacional, los accidentes ocuparon el séptimo lugar en causas de mortalidad, en tanto que el Estado se ubicó en el cuarto sitio, razón por la cual el Consejo Estatal de Prevención de Accidentes continúa con la promoción de los factores de riesgo de la seguridad vial, para así lograr disminuir la mortalidad y morbilidad ocasionada por los accidentes de tráfico.
Los principales factores de riesgo de la seguridad vial son: no usar el cinturón de seguridad, o en el caso de los motociclistas no usar casco protector, la ingesta de alcohol y conducir a exceso de velocidad, no utilizar zonas peatonales, hacer uso del teléfono celular mientras se conduce y no usar Sistemas de Retención Infantil.
Los pequeños pueden fallecer por desconocimiento o por descuido de los padres, y dichos accidentes se podrían prevenir tomando en cuenta que los menores deben viajar en el asiento trasero del vehículo en su silla porta infante, estas acciones pueden reducir la mortalidad de los menores de 12 años en un 70 por ciento.
Por lo anterior, la SSM hace un llamado a los conductores para que extremen las medidas de precaución al manejar y así evitar accidentes que pongan en riesgo su vida y la de otros.
Recomendaciones:
• Antes de salir a carretera revisar el vehículo en el que se va a viajar.
• Verificar la suspensión, alineación y balanceo.
• Supervisar que las luces no estén demasiado altas para no deslumbrar a los conductores que vienen de frente.
• Llevar una de refacción de limpiaparabrisas, frenos, bandas y llantas.
• Revisar los indicadores de gasolina, agua del radiador y aceite.
Una vez en camino, todos los ocupantes del vehículo deben utilizar los cinturones de seguridad, pues esto reduce hasta en un 60 por ciento las posibilidades de morir en caso de accidente. Los niños deben viajar en los asientos posteriores, y si son pequeños en sillas porta infantes.
Es fundamental respetar los límites de velocidad y evitar rebasar a otros vehículos en lugares prohibidos por la señalización o peligrosos, como curvas, subidas, entronques o pasos de peatones. Las luces de posición deben encenderse media hora antes del atardecer y hasta media hora después del amanecer.
También es recomendable dormir bien antes de iniciar un viaje y a lo largo de éste, hacer descansos al menos cada tres horas o turnarse con otro conductor. Se deben evitar comidas abundantes antes o durante el viaje, porque ocasionan somnolencia.
La ingestión de alcohol, aunque sea en pequeñas cantidades, reduce la capacidad de reacción, por lo que las personas que vayan a manejar, deben evitar consumirlo antes o durante el viaje.

Deja un comentario