Trabajan en Reforzamiento de Programa de Detección y Combate de Plagas y Enfermedades

0
1 visto

* En la entidad se tiene un volumen afectado por plaga (insectos descortezadores) de 94 mil 440 metros cúbicos en 46 municipios.
* Es importante que la sociedad comprenda que el saneamiento forestal es en beneficio de la conservación y protección de los recursos naturales.
En Michoacán el Gobierno del Estado a través de la Comisión Forestal (COFOM), intensifica las acciones de prevención, detección y combate de plagas y enfermedades que se han presentado en áreas boscosas de diferentes municipios de la entidad.
De acuerdo al diagnóstico de evaluación, en la entidad se tiene un volumen afectado por plaga (insectos descortezadores) de 94 mil 440 metros cúbicos en diversas zonas de 46 municipios, por lo que personal técnico especializado reforzó no solo las acciones de detección del brote, sino de supervisión de los trabajos de saneamiento.
La directora general de la Comisión Forestal del Estado, Martha Josefina Rodríguez Casillas, informó lo anterior y agregó que los principales problemas fitosanitarios que se presentan o que inciden sobre los macizos arbóreos son los insectos descortezadores y las plantas parásitas conocidas como injertos o matapalos.
Sin embargo, dijo que el aviso oportuno de cualquier problema de plaga en los bosques es sin duda clave en el combate y control, por lo que es importante que la sociedad comprenda que el saneamiento forestal es en beneficio de la conservación y protección de los recursos naturales.
De la misma manera, señaló que el cambio climático está ocasionando alteraciones en el ambiente al que los seres vivos estamos adaptados, y los árboles son los seres más indefensos, el aumento de temperaturas, las sequías prolongadas, la disminución de precipitación y el incremento de los niveles de bióxido de carbono en la atmósfera impactan notablemente en los bosques del planeta.
Por esta razón, hoy en día es de importancia fundamental comprender mejor las relaciones complejas entre el cambio climático, los bosques y las plagas forestales.
Agregó que las temperaturas más cálidas producen mayores pérdidas de agua por evaporación y evapotranspiración y pueden reducir también la capacidad de las plantas de hacer un uso más eficiente del agua.
Estas condiciones pueden disminuir el crecimiento y afectar la sanidad de los árboles. Los factores de estrés aumentan la susceptibilidad de los bosques a ser atacados por diferentes plagas y enfermedades.
Señaló que el cambio climático también tiene influencia sobre el comportamiento y modificación de los hábitos de los insectos y está ocasionando impactos directos en el desarrollo, supervivencia, reproducción, distribución y expansión de las plagas, así como alteración de la fisiología y defensas del árbol huésped.
Las plagas al tener generaciones cortas, alta movilidad y altos índices de reproducción, pueden responder o adaptarse con mayor rapidez al cambio climático que los organismos con ciclos de vida mayores, tales como las plantas y mamíferos superiores.
Refirió que ante esta situación, es necesario el continuo seguimiento y control de la detección de actividades que permitan desarrollar acciones tempranas para enfrentar el aumento y cambio en los brotes de plagas, incluyendo continuas evaluaciones.

Deja un comentario