Universidad Michoacana Aplicará Proyecto Para Revertir Obesidad

0
4 visto
umsnh
umsnh

* Con Ruy Perez Tamayo, se prevé extenderlo a nivel nacional para su aplicación, para lo cual ya lo propuso a los secretarios de Educación y de Salud.
La Universidad Michoacana firmó con el doctor Ruy Pérez Tamayo un convenio para que sea aplicado aquí el trabajo de investigación médica sobre obesidad que lleva el destacado académico e investigador nacional. Rectoría ha revisado el proyecto y está en manos de la Coordinación de la Investigación Cientifica, que ahora termina de detallarlo para poder concretarlo, informó el propio médico y doctor en ciencias del ramo en entrevista.
Evitar el desarrollo de la obesidad es el propósito y para ello es uno de los trabajos de investigación que desde hace tres años aplica el reconocido doctor en Medicina en una escuela de primaria en Durango. La actual tendencia de la ciencia médica es la profiláxis, prevención, y no terapéutica, tratamiento, es decir, definió no esperar a que ocurra para entonces intentar revertirla “sabemos que es muy dificil combatir la obesidad una vez que está establecida”, o sea “hay muy pocos gordos que se transformen en flacos, muy pocos, pero si evitamos que haya gordos evitamos que haya el problema”, que ya es un problema nacional de salud, definió.
Con respecto a su investigación, señaló que la directora del plantel, los profesores y los padres de familia de esa escuela en Durango entraron y ha dado resultados extraordinarios para los que siguieron los pasos, quienes no solo no ganaron peso sino que perdieron peso. En cambio quienes no quisieron sujetarse a ésta y ni siquiera quisieron empezar el programa, y que fueron usados como controles, comenzaron a ganar peso. Ahora hay 600 niños incorporados en esa ciudad, incluyendo del nivel secundaria, que se están sujetando a esta acción preventiva probada, informó.
Yucatán, Colima y Veracruz ya han solicitado al doctor Pérez Tamayo llevar este programa de evitar obesidad. De hecho, adelantó, se prevé extenderlo a nivel nacional para su aplicación, para lo cual ya lo propuso a los secretarios de Educación, Emilio Chuayffet, y de Salud, Mercedes Juan, quienes se han convencido de que hay qué hacerlo y están intentando que este programa se aplique bajo decisión centralizada para irlo extendiendo.
La obesidad obedece a dos factores primarios: comer en exceso y a no hacer suficiente ejercicio, pero en eso se quedan “y es muy incompleto”, precisó, porque hay otras causas como lo son las endócrinas, genéticas y “debe haber otras más que todavía no conocemos”, de modo que no todos los casos de obesidad se explican por desorden alimenticio ni por inactividad, fue claro. De hecho, explicó al respecto que la gente que es obesa, no come mucho y sí hace ejercicio pierde peso pero no en su totalidad, pero si sigue los 5 hábitos del buen comer ya no engordará.
Ruy Pérez Tamayo lamentó no haber tenido éxito en echar atrás la excesiva propagada y consumo de comida y bebidas chatarra como refrescos, frituras, pastelillos industrializados y caramelos, etc, porque hay muchos intereses ya que se maneja bastante dinero. Y cuestionó que lo unico que se ha logrado es que las compañías fabricantes reduzcan el embase o la bolsita de presentación, además de colocarle leyendas de que tienen menos calorías y traen nutrientes, Pero “todo es falso, siguen vendiendo lo mismo y agrediendo a la salud del público”, y es agresión tratar de ofertar algo presuntamente no dañino cuando saben el daño que va a causar su consumo, acusó.
Pero se deberá insistir a este respecto y mantener los trabajos en paralelo, especificó el reconocido investigador de talla internacional.
Recordó los pasos del buen comer para el bienestar y que deben ser seguidos de manera puntual, no solo ya por los niños sino por adultos, ya que e estos últimos es aun mucho más difícil revertir la obesidad: comer despacio, no comer mucho, eliminar consumo de refrescos, comer siempre en la mesa y cumplir los horarios para las comidas.

Deja un comentario