La Indecisiones del Independiente

0
69 visto
Alfonso-Martínez-Conferencia

Hay solamente tres cosas en la vida que matan a un político, ser desleal, ser soberbio y ser indeciso. Desleal es aquel que muerde la mano que le dio de comer, es decir, se separa o va en contra de aquel que lo ha ayudado a crecer durante su carrera política y en entonces el jefe político con su poder lo destroza. La soberbia aparte de ser un pecado, hace que los políticos pierdan piso y no sepan o conozcan como está el escenario político y sepan actuar, sin embargo, la población se da cuenta y esta los castiga porque entonces los funcionarios o polñiticos no desempeñan su labor como debería de ser. Indeciso, es lo peor, porque hace que el mismo pueblo no te crea, no conozca tu proyecto político, ni administrativo, porque simplemente no resuelves, bien dice el dicho si un político te dice “Déjame ver…”, ya valió, no te va resolver, ni apoyar e incluso ni pagar.
Tocando ese tema, esto es lo que le está pasando al Presidente Municipal de Morelia, el Independiente, Alfonso Martínez. no resuelve, todo es déjame ver, déjame pensarlo, déjame consultarlo. Este tipo de respuestas hace enojar a la gente, a la población, es mejor decir no se puede, no quiero, que dejarlos en el limbo, porque de esa manera los problemas se acumulan y luego nadie los puede atender.
Un funcionario que duda es un mal funcionario, porque simplemente no trae las cadenas de su trabajo bien aceitadas, no trae información y volvemos a lo mismo, es mejor despachar a la gente y decirles la cruda realidad a darles esperanza, porque cuando la esperanza no se cumple causa enojo y molestia.
Esto está pasando de lleno en el Ayuntamiento de Morelia, el tener un Gabinete sin experiencia, hace que los problemas no se resuelvan en los niveles correctos de la administración y por no tener un conflicto con el jefe, en este caso el presidente, se lo mandan a el directamente, pero lo peor de todo es que el tampoco sabe resolver.
Un líder, da la cara, sus motivos y con buena información en la mano, puede callar bocas sin ningún problema. Con el independiente, todo es en lo oscurito, todo se maneja por inercia, por flujo y eso hace parecer que el municipio simplemente no está trabajando.

Deja un comentario