Los Informes Gubernamentales Valen Para Pura Chin…

0
96 visto

El Presidente Enrique Peña Nieto, entregará el próximo 1 de septiembre, el informe sobre el estado que guarda la administración federal al Congreso de la Unión, como lo marca la Constitución, a la par de su encuentro con jóvenes, “con quienes pueda tener una conversación, para compartir lo que el gobierno ha venido haciendo estos cuatro años”. Este párrafo anterior será la nota de los próximos días.
Ahora y no como antes el Señor Presidente entregará un informe escrito en el congreso, esto después de una serie de eventos ocurridos a través de los años, donde se le cerró literalmente las puertas de ese recinto al mandatario. Después habrá un evento con jóvenes. Suena bien, ¿no?, al menos para el señor Presidente y por su embestidura.
Pero, ¿Los informes de que sirven?, pues según eso, sirven para informar a la población todo lo que se ha hecho en los últimos 365 días, se plasma en mediante un folleto, a veces un libro sobre todo lo importante. Por ley, todo funcionario de primer nivel, como son: Presidentes, Diputados, ya sea federales o locales y Presidentes municipales deben informar al pueblo lo que han hecho. Claro todos ponen lo bonito, lo bien hecho, no ponen los errores o las faltas cometidas.
Un informe debería servir para evaluar los beneficios y calificar errores de un funcionario, no para crear eventos en los cuales solamente se gasta dinero para presumir, se gasta dinero en publicidad, se gasta dinero en invitar, se gasta dinero en comidas, básicamente en puras pendejadas.
Al informe solamente van los prominente empresarios que quieren manipular al gobierno y sacarle más dinero, van los funcionarios pertenecientes a esa misma administración, van los que dependen económicamente del informante, pero el pueblo no va a esos eventos, a menos que sean acarreados o beneficiados por ese mismo personaje.
Basta de gastar en eso, un funcionario, debería entregar su informe al congreso y listo, debería publicar por completo todo el texto en un sitio de internet donde aquel que le interese pueda leerlo y además donde pueda expresar su enojo por cierta obra y sobre cierta situación y nada más, criticarla en si.
El proceso del “Besamanos”, se debe de acabar, eso de adular al funcionario por un año de administración, debe de restringirse. Un funcionario No debería de gastar en promocionar su administración, ese trabajo debe de ser de los ciudadanos, por el buen trabajo hecho. Una buena obra o programa se nota, bien dice el dicho, el mejor vendedor es aquel que va de boca en boca.

Deja un comentario